Pidamos al Espíritu Santo infunda en nosotros un intenso anhelo de ser santos para la mayor gloria de Dios y alentémonos unos a otros en este intento. (GE 177)

nuestra misión: dimensión ecumenica

«Padre, que todos sean UNO…para que el mundo crea»(Jn 17,21)»

La carmelita de tierra santa lleva en su corazón inscrita la pasión por la unidad. En nuestro país se encuentran 13 Iglesias de confesiones y ritos diferentes. Pertenecientes a las Iglesias: católica, ortodoxa, anglicana y protestante, cada una de ellas albergan en su seno el esperado don de la unidad.

Nosotras nos unimos a la oración de Jesús al Padre: «Que todos sean UNO….» en una incesante plegaria por la unidad, especialmente durante la semana anual de unidad por los cristianos.